¡Colabora!
0
Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli
PC PlayStation 4 PlayStation 5

Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli

En un mundo que parece sacado de Black Mirror, Kara Hassan debe sobrevivir en este deporte de patines y escopetas

Por Andrés JC,
0 0 0

Roll7 saltaron a la fama con OlliOlli, su fórmula de juego de skate en 2D que sabía combinar con eficacia elementos de los plataformas tradicionales, con mecánicas de la serie Tony Hawk's Pro Skater. La idea ha calado entre el público, pues este año han publicado la tercera entrega de la franquicia, OlliOlli World, que los ha colocado en lo más alto de los ránkings anuales. Los deportes de patines se le dan bien a la compañía indie, así que ahora han apostado por Rollerdrome, un giro de tuerca bastante inesperado que nos lleva a un mundo futurista para jugar a un extraño deporte a muerte sobre ruedas.



Estamos en el año 2030. Una sociedad casi distópica, pero no muy diferente a la actual, está sumida en el caos y las protestas. "En un mundo en el que las corporaciones gobiernan y en el que las líneas entre la realidad y el rendimiento son borrosas, se mantiene al público distraído con la violencia y los excesos de un brutal y nuevo deporte sangriento: Rollerdrome". En este deporte de alto riesgo pero espectaculares acrobacias participa Kara Hassan, el avatar del jugador, que escalará posiciones en este deporte que parece sacado de un capítulo de Black Mirror. El argumento, narrado a través de pequeñas fases en primera persona en tono de aventura, deja paso rápidamente al plato principal.

«¿La clave? Ejecutar acrobacias y trucos con los patines recarga la munición»


Rollerdrome es fácil de definir: un juego de patines con pistolas, e incluso así podemos asegurar que el concepto es novedoso. En una pista con límites definidos, como si fuera un parque de skate, nuestra protagonista debe encargarse de eliminar a todos los enemigos que aparecen en distintas zonas equipados con armas, y para ello puede utilizar su propio arsenal. ¿La clave? Ejecutar acrobacias y trucos con los patines recarga la munición. Y así se compone un sistema de juego totalmente loco, en el que tan importante es ejecutar correctamente piruetas y grinds como disparar en el momento oportuno al artillero que nos apunta encima del half pipe.

Soy un jugador que lleva desde el año 2000 jugando a la serie Tony Hawk's. He jugado y completado todos los títulos principales de la serie y también unos cuantos spin-offs. Cuando vi Rollerdrome pensé que este juego era para mí porque es, en efecto, la transformación más salvaje que ha sufrido el género del skate en las últimas dos décadas. Tras jugar Rollerdrome en la versión que nos ha enviado el distribuidor, comprobé que me equivocaba. Poco de lo aprendido en dos décadas de juegos de skate puedo aplicarlo a Rollerdrome, y de hecho me he visto obligado a "olvidar" parte de mi memoria muscular con estos juegos para adaptarme al sistema de juego de Rollerdrome. ¿Qué ha pasado aquí?



Aunque los patines sean protagonistas en Rollerdrome, tanto así lo son las armas. Me atrevería a decir que este juego es más shooter en tercera persona que juego de skate. El objetivo principal de cada uno de los niveles en Rollerdrome es eliminar a todos los objetivos con plomo de por medio; las acrobacias de patines son sólo un medio para conseguirlo. La mayor parte del tiempo, el jugador debe estar concentrado en los enemigos: dónde están, cuánta vida tienen y si nos apuntan con el arma. Esto último se indica con una línea roja dirigida desde el enemigo hasta el protagonista, que el jugador debe esquivar de forma efectiva para evitar el disparo; poco después de empezar el juego, varios enemigos nos van a amenazar a la vez con sus lanzamisiles y francotiradores, lo que significa que rodar por el aire y por el suelo es imprescindible para sobrevivir.

«Varios enemigos nos van a amenazar a la vez con sus lanzamisiles y francotiradores, lo que significa que rodar por el aire y por el suelo es imprescindible para sobrevivir»


La jugabilidad sigue un bucle muy estricto: ve hacia el enemigo, dispara, luego haz trucos para recuperar munición y vuelta a empezar. Por supuesto, algunos enemigos están en lugares inaccesibles, lo que exige bastante habilidad para acudir hacia ellos en patines, un detalle que marca la diferencia respecto a un shooter convencional: el protagonista nunca se detiene, siempre mantiene cierta inercia, y a menudo es necesario ejecutar saltos muy precisos para poder tener a tiro a alguien. Existe un detalle fundamental: es imposible caerse o tropezarse por ejecutar mal un truco, como ocurre en los juegos tradicionales de skate. De este modo se elimina parte de la dificultad por aterrizar correctamente o controlar la orientación de los patines.

Rollerdrome exige prestar atención a todos estos elementos a la vez y el primer contacto es ciertamente duro. Es necesario controlar con precisión la inercia de los patines, también es imprescindible esquivar los disparos enemigos en el momento oportuno, y por supuesto estar atentos a la munición en todo momento. Lo normal es que con el arma totalmente cargada sólo podamos derrotar como mucho a dos o tres enemigos, así que nuestras acciones requieren cierta planificación.



Esta es parte de la magia de Rollerdrome: saber cómo utilizar nuestras habilidades y nuestra situación para ejecutar el máximo número de muertes posible en menos tiempo. De este modo conseguiremos más puntuación. A diferencia de un juego de skate convencional, el multiplicador de puntos no se incrementa simplemente haciendo trucos, sino matando a los enemigos. Encadenar trucos, muertes y esquivar disparos correctamente nos otorga cientos de miles de puntos, necesarios para desbloquear los objetivos del nivel. Otros objetivos incluyen matar a enemigos de un modo específico, conseguir los 5 coleccionables (al más puro estilo S-K-A-T-E en Tony Hawk's) o hacer trucos en un lugar determinado.

Tras haber experimentado y dominado los primeros niveles que se permitían para las impresiones de Rollerdrome, puedo afirmar que el experimento de Roll7 es más que interesante, pero no apto para cualquiera. Es un juego exigente, puede llegar a ser incluso enervante, y su curva de dificultad no parece precisamente cómoda. Sin embargo, al igual que ocurre con su otro vástago OlliOlli, Roll7 ha encontrado una fórmula con mucha profundidad. Aquí encontramos un sistema de juego muy sofisticado y capaz de satisfacer a aquellos jugadores ávidos de un juego veloz, que tiene muchas mecánicas por dominar y fomenta la rejugabilidad. Cuando ejercemos la paciencia que requiere, Rollerdrome puede llegar a ser inmensamente gratificante.

Jugado en PC. Versión digital facilitada por Best Vision PR


Avance de Rollerdrome: Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli
Avance de Rollerdrome: Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli
Avance de Rollerdrome: Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli
Avance de Rollerdrome: Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli
Avance de Rollerdrome: Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli
Avance de Rollerdrome: Jugamos a Rollerdrome, el mortal juego de skate de los creadores de OlliOlli

Se siente dinámico e innovador. Estéticamente atractivo
Lleva tiempo acostumbrarse al control. La curva de dificultad parece inclinada
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Avances: ____GEX_____, Aceskies, Doscv, elite, Keyser Soze, Mynra, tidusin.
×