¡Colabora!
0
The Elder Scrolls Online: Elsweyr
PC PlayStation 4 Xbox One

The Elder Scrolls Online: Elsweyr

Ya está aquí Elsweyr, el último paquete de expansión para el inmenso The Elder Scrolls Online que trae consigo un vasto y bello territorio, gran cantidad de aventuras, una nueva clase... y dragones.

Por Sergi Bosch [@GriffithDidNW],
0 0 0

El pasado cuatro de abril se cumplieron cinco años desde el lanzamiento oficial de The Elder Scrolls Online, un multijugador masivo online (o simplemente, MMO), creado por ZeniMax Online Studios y supervisado por la propia Bethesda, que embarca a todos sus jugadores en un viaje a través de Tamriel, el continente ficticio que ha sido hogar de todos los sucesos de la legendaria e histórica franquicia The Elder Scrolls. La expansión que hoy nos ocupa obedece al nombre de Elsweyr, y es el nuevo contenido descargable de gran envergadura para The Elder Scrolls Online; si quieres saber más, continúa leyendo, pues te contamos todo lo que hay que saber sobre Elsweyr.

El hogar de M’aiq

La nueva expansión de The Elder Scrolls Online nos sitúa en Elsweyr (evidentemente), una región situada en los límites meridionales de Tamriel; este vasta y árida provincia es la tierra de los khajiitas, esa curiosa, inquieta y entrañable raza de felinos antropomorfos que parece salida del más recóndito y perturbador de los delirios furrys. No obstante, la cosa no está para bromas, porque los dragones han resurgido del mismísimo olvido y ahora aterrorizan los cielos de Elsweyr; será nuestra misión, como jugadores valientes y feroces, averiguar los propósitos que se esconden detrás de ese volátil despertar de los lagartos ancianos y salvar las tierras de los khajiitas, los cuales además están vigilados en su propia capital por las fuerzas imperiales. Ser un gato en aquellos lares no está pagado.

¡Que me parta un rayo, M'aiq, pero los argonianos han echado alas o eso es un dragón!

Está claro que uno de los principales reclamos de la expansión reside en la propia Elsweyr, entendida como una sucesión de parajes naturales, salvajes y rigurosos que podrán a prueba incluso al más procaz de los exploradores; en nuestras aventuras por estas peligrosas regiones nos encontraremos con animales agresivos, contrabandistas, ladrones, depredadores, asesinos… y por supuesto toda clase de criaturas sobrenaturales, ya sean de índole espectral o los mencionados y temidos dragones, quizás los grandes protagonistas de Elsweyr en lo que a enemigos y riesgos se refiere.

No es poca cosa tampoco, y sin duda la mayor virtud de la expansión la hallamos en el protagonismo del territorio y en el buen acabado y diseño de sus paisajes. Sin embargo, la historia, que tan fácil lo tenía para sorprender dado el tono grandilocuente de la misma y el mero hecho de implicar dragones en Tamriel, se diluye con demasiada frecuencia, y muchas veces da la sensación de que no termina de aprovechar los frentes que ella misma abre. Además, sigue sin estar traducido al español, decisión un tanto cuestionable a estas alturas, más aún si tenemos en cuenta la tónica general del título. Eso sí, cabe destacar que sí que hay buenas misiones, y algunas secundarias pueden hacerse especialmente divertidas, sobre todo si jugamos en compañía y el idioma no nos supone un obstáculo.

Los escenarios son las grandes sorpresas de la expansión, y también su mayor virtud.

Por otro lado, y aunque parece evidente que Elsweyr tiene contenido suficiente en su haber, a la ingente cantidad de nuevas misiones se suman una nueva y compleja incursión, con todo el equipo, adversidades y cooperación que ello implica, así como un número de jefes de mundo y una clase totalmente nueva; estamos hablando, por supuesto, de los nigromantes, una suerte de hechiceros oscuros que emplean conjuros prohibidos para convertir la muerte y las artes malditas en sus propias armas. Los nigromantes nos permitirán resucitar aliados muertos, invocar esqueletos suicidas, o utilizar distintos poderes arcanos con el fin de destruir a nuestros enemigos; en conjunto, se trata de una de las mejores clases del juego y es innegable que es divertida, variada y visualmente muy llamativa.

Un nigromante salvando el mundo... para que luego digan de las apariencias.


Conclusiones

Es cierto que Elsweyr se tropieza gravemente a la hora de desarrollar su trama, aunque en parte esto pasa a un segundo plano gracias al enorme protagonismo de una tierra bella y espectacular que hará las delicias de todos aquellos espíritus inquietos que quieran aventurarse en las inmensidades del territorio khajiita. La nueva clase cumple y sorprende, y algunas misiones secundarias también terminan dejando un buen sabor de boca en las impresiones generales, por lo que nos encontramos ante una expansión recomendada para todos los seguidores del juego o del género en sí; eso sí, no ofrece grandes cambios y a nivel argumental se queda un poco atrás, por lo que si no te gustó el título en primera instancia es evidente que tampoco lograrán convencerte aquí.

Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Artículos: ____GEX_____, beto, CodeRed, Doscv, elite, NewRandomAge, Ohkouchi.
×