¡Colabora!
0
Diez años sobreviviendo al horror
Arcade Dreamcast Game Boy Color Game.com GameCube Móviles Nintendo 64 Nintendo DS PC PlayStation 2 PlayStation 3 PSOne Saturn Web Wii Xbox 360

Diez años sobreviviendo al horror

La saga Resident Evil lleva ya diez años entre nosotros, tiempo en el que se ha convertido en una de las sagas más influyentes, merced a grandes juegos. Repasamos toda su historia en este reportaje.

Por Miguel Muñoz,
0 0 0

Resident Evil 4


Disponible en:


Resident Evil 4 llegó rodeado de polémica. Había sido uno de los juegos exclusivos para GC de los que más bandera había hecho Nintendo, pero pocos meses antes de su salida Capcom anunció su conversión a PS2, lo que provocó las iras de los usuarios de GC, y dio lugar a agrios debates, y muchos rumores sobre la baja calidad de la conversión a la negra de Sony, que terminaron siendo falsos. Pero, polémicas aparte, Resident Evil 4 ha supuesto una auténtica revolución para la saga, dado que ha derribado todos sus cimientos y ha dado lugar a un Resident Evil muy distinto al resto, y que en gran medida no parece ser de la saga. El resultado, eso sí, ha sido inmejorable. El título ha cosechado un arrollador éxito de ventas en sus dos versiones (la de PS2 apareció unos nueve meses después que la de GC, y esta última apareció en marzo de 2005), y también ha calado hondo entre público y crítica por partes iguales, que lo han considerado uno de los mejores juegos en 128 bits.

Lo primero que llama la atención es su espectacular apartado gráfico, que pasa por ser uno de los mejores jamás vistos (aunque el de la versión de GC es algo superior). Esto se debe a su enorme calidad, tanto en técnica como en nivel de detalle. Como ya se hiciera en Code Veronica, se abandonan los escenarios prerrenderizados en aras de los 3D, que despliegan ante los atónitos ojos del jugador una calidad y una ambientación que tira de espaldas. Pero lo más destacable es el diseño de personajes, tanto el de nuestro protagonista Leon (diseñado con más de 10.000 polígonos), como el de los enemigos, que cuentan con unos movimientos y unas expresiones faciales hiperrealistas, y cuya inteligencia artificial está por las nubes. Por último, se debe hacer mención a unos efectos tan sorprendentes como el resto del conjunto, y podemos ver explosiones, efectos de fuego o climatológicos perfectamente recreados. Eso sí, la atmósfera terrorífica de este Resident Evil es bastante más floja que la de las anteriores entregas, y la sensación de tensión continua tan característica de la saga desaparece en buena medida, si bien es verdad que aun hay algunas situaciones algo terroríficas, y algún que otro susto.

Con respecto a la historia, el personaje al que manejamos es Leon Scott Kennedy, el policía novato de Resident Evil 2. Han pasado seis años desde el accidente de Racoon, y ahora trabaja como protector de la familia del presidente de los Estados Unidos, así que cuando su hija Ashley es raptada, Leon partirá en su busca y llegará a España (así es, un RE en nuestro país) siguiendo una pista. Allí llegará a un pueblo perdido en un bosque, en el que los aldeanos no dudan en atacarle e intentar matarlo. Así, Leon se verá en la difícil situación de tener que sobrevivir a los ataques de los aldeanos mientras busca a Ashley y descubre el por qué del comportamiento agresivo de los pueblerinos, que tiene que ver con una malvada secta que pretende dominar el mundo, mientras que descubre nuevas conspiraciones en las que está implicada una vieja conocida. A decir verdad, el argumento no pasa por ser de los mejores de la saga, pues fácilmente los olvidaremos para disfrutar de la acción.

Entrando ya en sus aspectos jugables, Resident Evil 4, como se ha dicho antes, rompe con el resto de la saga de forma brutal. El control basado en la rotación del personaje en una vista de cámaras fijas se sustituye por una vista trasera de Leon, lo cual resulta más cómodo a la hora de manejarlo. También cambia el sistema de apuntar, pues ahora cada arma tendrá una mira y podremos apuntar a cualquier lugar del escenario, y lo que es más importante, a cualquier parte del cuerpo de los enemigos. Y este cambio del control arrastra también un cambio en el planteamiento del juego, que ahora se basa principalmente en la acción, dejando la investigación y los puzzles mucho más sencillos. Ahora lo normal es que tengamos que luchar contra docenas de enemigos, y por si fuera poco, los aldeanos locos de este Resident son mucho más temibles que los zombies: se coordinan entre ellos, pueden correr, esquivarnos, intentar cogernos por sorpresa... su inteligencia artificial es altísima, y nos lo harán pasar canutas. Además, conforme avancemos en el juego pasaremos de los aldeanos catetos con hoces y hachas, a monjes aun más temibles con ballestas y mazas, para acabar luchando con soldados perfectamente preparados, que contarán con armas eléctricas, ballestas muy potentes, e incluso ametralladoras y lanzacohetes. Eso sí, para medirnos con tan temibles enemigos nosotros tampoco estamos mal servidos. Tenemos diferentes tipos de pistolas, escopetas, ametralladoras, granadas, rifles de francotirador, revólveres... y en distintos puntos del juego nos encontraremos con un buhonero, que nos venderá nuevas armas o mejorará las que ya tengamos. Además, los enemigos, al ser eliminados, pueden dejar recompensas como munición, hierbas curativas o dinero que gastaremos con el buhonero. También, a poco que investiguemos los escenarios encontraremos mucha munción, lo que, unido a la que dejan los enemigos al morir, hace que esta apenas escasee. También en los escenarios podemos encontrar dinero. Aparte de los enemigos humanos (llamados ganados), tenemos algunos más, como los temibles regeneradores, insectos gigantes, o los inevitables enemigos finales, como un gigante, un leviatán marino, y temibles mutaciones de algunos de los "malos".

Así pues, el planteamiento de Resident Evil 4, con su frenética acción sin descanso es sencillo y directo, pero adictivo y absorbente a más no poder, por lo que se diferencia mucho de los otros capítulos de la saga, más tranquilos y pausados. Pero para ello sacrifica gran parte del terror tan presente siempre en la saga, y los puzzles y la investigación tan enrevesados, algo que no ha gustado a los más puristas. No obstante, es de total justicia reconocer que se trata de uno de los mejores juegos que hemos visto en 128 bits.
El apartado gráfico es de lo mejorcito que hemos visto nunca
El apartado gráfico es de lo mejorcito que hemos visto nunca
Los enemigos son más inteligentes y numerosos que nunca
Los enemigos son más inteligentes y numerosos que nunca
El sistema de control ha experimentado un gran cambio
El sistema de control ha experimentado un gran cambio
Una de las prioridades es proteger a Ashley
Una de las prioridades es proteger a Ashley
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Artículos: ____GEX_____, beto, Doscv, elite, Keyser Soze, NewRandomAge, Runa.
×