¡Colabora!
0
Acariciando a la soledad
PC Mac

Acariciando a la soledad

El rey de los mundos subterráneos se sume en un letargo de 400 días para recuperar su poder. Durante su ausencia encomienda a un esbirro la vigilancia y su despertar.

Por David Vigón Rodríguez,
0 0 0

Cada estancia desprende un poso profundo de tristeza y abandono, una tumba de buenos recuerdos muertos. Por supuesto que no todas las pantallas son igual de arrebatadoras, no es lo mismo un pasillo empedrado que la sala de los tesoros, una galería minera que una biblioteca. De hecho numerosas habitaciones son tan semejantes entre ellas, con tantas bifurcaciones y puertas que nuestra mente se dispersará y confundirá, con problemas para distinguirlas. Esa es la intención, que recorramos túneles y túneles hasta desorientarnos. Tener buena orientación y memoria será útil, desde luego. Existen estancias de las que no daremos muchos detalles, ¿quizá la Sala de la Eternidad, quizá el mundo exterior?, pero sí que alabaremos algunas como la sala del trono, con el majestuoso y enorme rey dormido, o las escaleras de gran altura, cuya verticalidad de vértigo recuerdan a las catedrales o la arquitectura urbana moderna.

No obstante este mundo visual no tendría la misma fuerza sin su hipnótica banda sonora. Un conjunto de melodías de excelsa belleza más cercanas a la realidad de la fantasía que a nuestra propia realidad. Un cuento especialmente triste sobre la decadencia de nuestras vidas y nuestra escala de valores, de desconocidas leyendas alemanas que aún nos pueden dar lecciones morales. El uso de música sintética de mazmorras (dungeon synth) es una elección perfecta para otorgar esa ambientación onírica, oscura y medieval.

El mundo subterráneo es enorme. Entre pasillos palaciegos, salones, minas y cuevas nos perderemos a menudo. Es aconsejable tener un mapa y utilizar el viaje automático

The Longing ya es uno de los títulos más originales, fascinantes y sensibles de este año. Acabamos de comenzar el mes de marzo pero mantendremos esta afirmación aún cuando termine 2020. Cierto que existen otros juegos de duración continua (idle) pero no dentro del género de aventuras, porque aunque estamos ante una obra tranquila no deja de ser una odisea personal sobre la exploración del mundo y de nuestro interior. Sombra cada día será más humano y más vivo, será inevitable empatizar con él. Compartiremos muchas horas con él, porque a pesar de tener todo un año de partida por delante sentiremos la necesidad de visitarle a menudo para comprobar como se encuentra, acompañarle en sus paseos diarios, su búsqueda de entretenimiento y en las reformas de su habitación. Es una criatura de lento andar, reflexivo, contemplativo y generalmente optimista y estoico, pero no inmune a la melancolía ni la desesperación. Si nos ausentamos del juego durante una temporada se sentirá abandonado (“He soñado que me moría”, “¿Cuando se acabará esta soledad?”) pero si le ofrecemos diversión y compañía se sentirá más optimista. Ciertamente se asemeja al cuidado de una criatura virtual como las de antaño.

No siempre habrá tareas para realizar ni novedades en el reino, pues a menudo debemos esperar, pero incluso en esos momentos pasear por el reino es una buena experiencia. Andares sosegados por conocedores de ser el único morador del mundo, excursiones parsimoniosas para meditar y soñar. Sombra caminará por lugares asombrosos y olvidados, acompañado por melodías de otra época, y a poco que nos identifiquemos con él sentiremos lo mismo. Respiraremos la certeza realidad de la soledad de nuestras vidas, de la oscuridad y del desconocimiento que atenazan nuestra alma. Todos esos sentimientos forman parte de nosotros y afloran cuando estamos a solas en la noche, caminando sin rumbo o abandonados en el suelo bajo un cielo sin estrellas. No es necesario ser un ermitaño ni un marginado abandonado de la sociedad, incluso la persona más acompañada y feliz sentirá este vacío alguna vez en su vida. No obstante siempre hay un mundo de la superficie que descubrir, un objetivo que cumplir y algo que aprender cada día. Si dejamos de anhelar y de esperar ya no nos hará falta un mundo ni tiempo.

¿Quiénes son esas criaturas del exterior?¿Dónde está esa misteriosa sala? Son muchos los misterios los que descubrir durante estos 400 días

Studio Seufz ha inspirado su juego en la leyenda alemana del emperador Frederick Barbarossa (el famoso Barbarroja de los cuentos de los hermanos Grimm y del poeta Friedrich Rückert), quien duerme dentro de las entrañas de la cordillera de Kyffhäuser. De hecho también se ha inspirado en la estatua real de grandes dimensiones del lugar y de algunas localizaciones geológicas. Otras inspiraciones del estudio son Clicker Heroes, Arx Fatalis, Desert Bus, Tamagotchi y Dear Esther a nivel jugable, mientras que para el diseño visual y argumental son los cuentos de los entrañables Moomins y los cortos siniestros de David Firth. Personalmente encontramos un pararelelismo con los indies españoles Laraan y Hostil por su plasmación personal de la soledad del individuo ante entornos desconocidos y alejados de su realidad conocida.

Para finalizar, advertimos que aún no hemos completado el juego, pues todavía no es posible. Nos queda por delante 330 días por delante, días de descubrimientos, de exploración por el palacio y las cuevas, de conocimientos, de perfección de nuestras dotes de dibujo y música, de ampliaciones de la habitación y de lecturas. Sentimos genuina curiosidad por ver los distintos finales alternativos y como se consiguen. ¿Será despertando al rey antes de tiempo? ¿No despertandole tras los 400 días? ¿Por salir al mundo exterior y no regresar? Nos llevará varios años para ver esos finales, desde luego. No importa, pues deseamos acompañar a Sombra durante toda su vida y él nos acompañará incluso en nuestras ausencias.

Redactado por David Vigón Rodríguez (___GEX___)
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad
Análisis de The Longing para PC: Acariciando a la soledad

Alternativas
Aguardar con tranquilidad las grandezas que están por llegar.
La idea y su ejecución. El diseño artístico. Su melancolía. Siempre en funcionamiento.
Demasiado largo para rejugarlo a menudo. La paciencia no es una virtud cualquiera.
Combina aventuras, idle y simulación. Su gran duración y su funcionamiento continuo llaman la atención pero su significado y arte captan el interés.
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, Doscv, elite, Keyser Soze, MrRafa, NewRandomAge, Ohkouchi.
×