¡Colabora!
0
Así continúa la guerra
Nintendo Switch PlayStation 4 Xbox One

Así continúa la guerra

Microids y Meridiem forman una alianza para recuperar el clásico North & South de Amiga 500.

Por Juan B.,
0 0 0

Versión analizada PlayStation 4. Copia digital proporcionada por Meridiem.

Todavía no había nacido cuando se lanzó el Amiga 500, así que prácticamente me perdí todo su catálogo. Afortunadamente, gracias a que se pueden ejecutar más de 10.000 de sus juegos de forma gratuita, pues algo he podido probar. Uno de los títulos que pasé por alto fue North & South, un clásico de estrategia que estoy seguro de que conoces si lo jugaste en su momento. Y si eres como yo que no tuvo la oportunidad de jugarlo o que quiere revivir la experiencia, Microids y Meridiem acaban de estrenar The Bluecoats - North vs South, el mismo juego pero con un lavado de cara y algún retoque jugable. Estos días he podido probarlo en profundidad y en este texto os contaré cómo ha sido mi experiencia y si merece la pena echarle el guante.

The Bluecoats - North vs South es una versión renovada -que no ampliada- de North & South (1989), que a su vez está basada en una serie de cómics de origen franco-belga de los 80. En nuestro país no tuvo una gran aceptación, aunque pertenecía a la misma publicación que el legendario Lucky Luke, que aquí sí tuvo éxito. North & South pariodiaba Guerra de Secesión americana acontecida entre 1861 y 1865. Como te indicaba, The Bluecoats - North vs South es actualización del clásico, así que sigue los mismos pasos. Nos encontramos el siglo XIX, en América del Norte, momento y lugar en el que se daba la guerra entre los Confederados y la Unión. Nosotros pasaremos a encarnar al cabo Blutch o al sargento Cornelius M. Chesterfield en un título que mezcla estrategia por turnos y en tiempo real.

Los textos están traducidos al castellano, aunque ocasionalmente aparece un bug que lo cambia al italiano.


The Bluecoats - North vs South es de fácil acceso. ¿Has jugado al clásico juego de tablero Risk? Pues es prácticamente idéntico. Toda la acción se desarrolla en el mapa de los Estados Unidos, el cual está dividido en regiones. Tal y como se hacía en Risk, tenemos que comandar a nuestras tropas e ir moviéndolas por el tablero para hacernos con el control de los territorios adyacentes, alejando al enemigo lo máximo posible. Todas estas acciones se realizan por turnos, pero no podemos realizar más de un movimiento con una de nuestras tropas. Hay casillas que requieren de nuestra presencia para sacarles el máximo provecho, como el puerto, que nos ofrece más tropas. Sin embargo, lo que querremos controlar serán las vías de los trenes y sus estaciones, ya que nos otorgan oro y con ello podremos reforzar nuestras defensas o aumentar nuestro poder de ataque. Eso sí, ojo a las zonas del oeste, donde los indios intentarán atacarnos y pueden diezmar nuestras filas.

Hay dos maneras de ganar una partida, haciéndonos con el control de todos los fuertes o acabando con las tropas enemigas. Es aquí donde entra la segunda parte del juego, mucho más variada pero que mantiene la esencia del clásico de Amiga. Cuando atacamos un fuerte, o lo estamos defendiendo, pasamos a una ronda de acción real en primera persona. Aquí el objetivo es sencillo, debemos localizar y matar a las tropas enemigas hasta haber limpiado el fuerte. Ellos se esconderán tras las coberturas, así que más nos vale hacer lo mismo o perderemos la trifulca, con lo que probablemente nuestra partida esté casi sentenciada. Es fácil de entender, recuerda mucho a los juegos de acción en primera persona de recreativas. Tal vez un poco desbalanceado a favor del defensor cuando estamos jugando en dificultades altas, pero nada grave.

Los enfrentamientos en tiempo real consiguen que las partidas se vuelvan más amenas y variadas.


El segundo minijuego (por llamarlo de alguna manera) se activa cuando uno de nuestros soldados entra en conflicto con uno del enemigo al acceder al mismo territorio. Pasaremos una vez más a una batalla en tiempo real donde manejamos a tres tipos de soldados: cañoneros, caballería y soldados raso. En cada momento dirigimos el avance de nuestras tropas y su formación. Los cañoneros son efectivos contra los pequeños soldados que se acercan, pero costará atinar a los caballeros. Todo se resume en combinar nuestras tropas para diezmar las filas enemigas antes de que nuestro ejercito caiga en combate. Ahora bien, si previamente hemos comprado más soldados con nuestro oro almacenado, podemos combinar dos de nuestros ejercitos en uno solo, haciéndolo más efectivo en estas escaramuzas.

El tercer y último minijuego tiene lugar en los ferrocarriles enemigos. Si colocamos una de nuestras tropas en las vías del tren frenaremos el avance de su oro, acabando con sus ganancias. Aquí se pueden dar dos situaciones, dependiendo de quién sea el atacante y el defensor. Como atacante, toca ir a galope a por el suministro de oro, matando a los enemigos con nuestro rifle y esquivando sus balas. Como defensor sucede prácticamente lo mismo, pero estaremos a cubierto en el tren y será el enemigo el que vaya a caballo. Es cierto que las tres pruebas están un poco desbalanceadas, pero le aportan una variedad que impide que se haga repetitivo. Cada partida dura alrededor de unos 30 minutos, así que ofrecer la máxima variedad posible hace que partida sea muy amena.

En apartado gráfico nos encontramos una propuesta sin grandes alardes, pero cumple al ser fiel al cómic y al juego de Amiga. Una estética colorida que se asemeja a una serie de dibujos clásica. De las animaciones hay poco que decir, no son para echar cohetes y tampoco da la sensación de que estemos hablando de un juego actual. En cuanto a la música, a más de un nostálgico le gustará saber que han mantenido esa melodías de la versión clásica, pero también añadiendo algún tema nuevo al repertorio.

Los tutoriales son de ayuda, aunque en la dificultad más alta la inteligencia artificial enemiga está algo desbalanceada.



CONCLUSIÓN

La sensación que me deja The Bluecoats - North vs South tras algo más de cinco horas de juego (lo que dura su campaña) es que estamos ante un título pensado para el público que lo disfrutó hace 30 años. Te gustará si eres una de esas personas, ya que te vas a encontrar el mismo juego pero con un apartado gráfico y sonoro actualizado. De lo contrario, no veo razones de peso para recomendarlo. Habría sido buena idea aprovechar la ocasión para desarrollar una nueva entrega, algo más expandida... pero no ha sido el caso. Cumple en el escenario indicado y poco más.


Análisis de The Bluecoats - North vs South para PS4: Así continúa la guerra
Análisis de The Bluecoats - North vs South para PS4: Así continúa la guerra
Análisis de The Bluecoats - North vs South para PS4: Así continúa la guerra
Análisis de The Bluecoats - North vs South para PS4: Así continúa la guerra
Análisis de The Bluecoats - North vs South para PS4: Así continúa la guerra
Análisis de The Bluecoats - North vs South para PS4: Así continúa la guerra

Alternativas
Cualquier juego basado en RISK.
Su variedad hace imposible que las partidas se vuelvan repetitivas...
... pero nos falta más contenido en los tiempos que corren.
Para lo bueno y para lo malo, The Bluecoats - North vs South es un juego pensado para los que lo jugaron hace 30 años.
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, Doscv, elite, Keyser Soze, MrRafa, NewRandomAge, Ohkouchi.

Actualmente hay conectados 9 usuarios registrados y 54 invitados.

422 ms.

Sortes Ingeniería Informática, S.L. 2002 - 2020 | Diseño web por Juan Palma García y Roberto Nieto

×