¡Colabora!
0
Frenazo y marcha atrás
PlayStation 4 Xbox One PC

Frenazo y marcha atrás

El juego oficial de MotoGP vuelve un año más entre nosotros. Y de nuevo, de parte del estudio Milestone. Veamos qué nos han preparado.

0 0 0


Tal y como comenté en el análisis de MotoGP 17, tanto la jugabilidad como la IA rival son, a mi parecer, dos de los puntos más importantes en cualquier juego de conducción. Y en cuanto a la IA, en MotoGP 18 sigue prácticamente igual que el año pasado: lo pilotos, pese a adelantarse entre ellos, parecen que van sobre raíles (tipo a jugar en "Asistido"), tienen como una trazada invisible y por ahí van. Accidentes no hay, o por lo menos no ha ocurrido ninguno en las carreras que he disputado. Y sigue estando el mismo kamikazismo (palabra inventada), es decir, que la IA te embista por detrás sin conocimiento, como si no existieras o no estuvieras ahí. Algo que, cómo no, le quita la gracia a las carreras, porque se puede echar a perder en una acción de estas (que ocurra una vez a lo Márquez, vale, pero no en casi cada carrera).

Es de agradecer que, al fin, la saga haya actualizado su motor gráfico. Milestone ha optado por el no poco conocido Unreal Engine 4 para MotoGP 18. ¿Qué tal le sienta? Bueno, tampoco es para tirar cohetes. Sí es cierto que mejora lo visto en entregas anteriores, pero sigue sin ser un juego que visualmente impacte. De hecho, no impacta en nada. Aparte, gracias al nuevo motor gráfico, se han pasado de los 60fps de MotoGP 17 a los 30fps en el 18. Cómo se os queda el cuerpo (el "gracias" de antes es irónico, por si hay algún Sheldon leyendo esto). Ah, no quisiera olvidarme de mencionar los tiempos de carga: entre 70 y 80 segundazos. Telita.

En lo referente al apartado sonoro, lo mejor es el rugir de cada moto, muy diferenciados entre sí (sobre todo de cada categoría). En cuanto al ambiental, las gradas se hacen oír bien antes de cada carrera. ¿Y los comentaristas? Dicen -en perfecto castellano- un par de frases antes y después de cada sesión y poco más (para eso que no pongan nada).

Conclusión

MotoGP 18 ha resultado ser un pequeño paso atrás respecto a su anterior entrega. Aunque mejora en lo visual estrenando un nuevo motor gráfico, se ha visto reducida su tasa de imágenes por segundo a 30. Además, han desaparecido tres modalidades. Jugablemente sigue la línea... pese a que quizá se haya torcido un poco y su simulación sea menos exigente y realista. Eso sí, cuenta con la licencia oficial de 2018, cómo no, y eso es siempre un punto a tener en cuenta. Pero no es suficiente. Es inadmisible que una nueva entrega, en vez de ir a más, vaya a menos. La ley del mínimo esfuerzo se paga cara.

Redactado por Daniel Fernández (Reberant)
Análisis de MotoGP 18 para PS4: Frenazo y marcha atrás
Análisis de MotoGP 18 para PS4: Frenazo y marcha atrás
Análisis de MotoGP 18 para PS4: Frenazo y marcha atrás
Análisis de MotoGP 18 para PS4: Frenazo y marcha atrás
Todas las licencias oficiales. El renovado apartado gráfico.
IA poco realista y agresiva. Es menos exigente jugablemente. Desaparecen modos de juego.
MotoGP 18 da un paso atrás respecto a su anterior entrega. Destinado a verdaderos fans del motociclismo.
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, CodeRed, Doscv, elite, MrRafa, NewRandomAge, Ohkouchi, Rodri.
×