¡Colabora!
0
Los colores de la vida
Nintendo Switch PC PlayStation 4 PlayStation 5 Stadia Xbox Xbox One

Los colores de la vida

La última entrega de la renovada serie de Life is Strange nos descubre una intensa forma de vivir la aventura de la mano de Deck Nine y Square Enix

Por Runa,
0 0 0

Jugado en PC. Copia digital proporcionada por Koch Media.


Llevamos meses hablando de Life is Strange: True Colors, sus antecesores dejaron el listón bastante alto y teníamos muchas expectativas después de probar el primer capítulo. Por fin la espera ha terminado, ya tenemos esta nueva entrega desarrollada por Deck Nike y Square Enix con nosotros y, aunque no desvelaremos detalles importantes de la historia, sí queremos ofrecer nuestra impresión sincera acerca de qué nos ha parecido este viaje sensorial. Como ya comentamos, en este caso nuestra protagonista es Alex que está interpretada por la actriz Erika Mori mediante la tecnología de captura de movimientos por primera vez en la serie, algo que también se incluirá en la remasterización de LIS1 que se estrenará próximamente.
Alex tiene la habilidad de sentir las emociones de una forma extrema y sobrenatural, algo que intenta ocultar para evitar problemas en sus relaciones personales. Es capaz de percibir los sentimientos intensos de los demás mediante una especie de auras de colores, puede absorberlos y manipularlos, aunque de momento no es capaz de dominar este poder. Alex tiene miedo de esta superinteligencia emocional que la agota y le ha estado causando graves problemas hasta el momento, teme no ser capaz de controlarla y que acabe por dominarla.



Después de una trágica infancia y una complicada adolescencia viviendo en un Hogar de Acogida, por fin tiene la oportunidad de reencontrarse con su hermano mayor Gabe después de 8 años separados y vivir con él en Haven Springs. Aunque tiene muchas dudas acerca de su futuro y la posibilidad de integrarse en Haven sin que nadie note su poder, Alex acepta la propuesta y recibe una abrumadora y cálida bienvenida. Sin embargo, muy pronto ocurrirá la tragedia. Gabe, su hermano, tan querido por todos en Haven, muere en un accidente y Alex se encuentra otra vez sola enfrentándose a una nueva vida para la que parece no estar preparada. ¿Ha sido realmente un accidente? ¿Podrá Alex controlar y usar su poder para hacer el bien? Junto a ella iremos descubriendo poco a poco quién es, la acompañaremos mientras aprende a verse a sí misma a la vez que aprende a “ver” a los demás, y observaremos cómo desarrolla por primera vez el sentimiento de pertenencia a una comunidad que la acoge, la comprende y la acepta tal y como es. Comunidad es aquí un término que nos plantea verdaderos dilemas morales: si nos olvidamos de los individuos en pos de la supuesta comunidad, puede que esto traiga severas consecuencias. ¿Hasta qué punto podemos ayudar a los demás sin que eso nos pase factura? ¿Es legítimo guardar un secreto de alguien que confía en nosotros a pesar de que puede perjudicar a otras personas?
Son este tipo de dilemas los que aparecerán de forma velada y recurrente a lo largo de una historia que se apoya en el uso del sarcasmo y el humor a pesar de la reciente tragedia, algo que viene a reforzar también la inteligencia emocional de la protagonista.

Cada juego de esta serie introduce una nueva particularidad que afecta también a su jugabilidad y las posibilidades que ofrece. Ya experimentamos la habilidad de Max Caulfield de retroceder en el tiempo y cambiar el futuro, para luego acompañar a Sean y Daniel donde nuestra misión era educar a nuestro hermano pequeño con un gran poder de telekinesis. Ahora nos enfrentamos a un viaje sinestésico en el que experimentamos de forma vicaria las emociones de los demás mientras intentamos desentrañar el misterio de la muerte de nuestro hermano. Tendremos que buscar las pistas que nos llevan a sacar conclusiones acerca del porqué de las emociones de los otros interactuando con objetos que tengan un símbolo que así lo indique y un aura de color (azul-tristeza, morado-miedo, rojo-ira, amarillo-alegría). Al igual que sus predecesores, tiene una importante carga de denuncia social y visibilización de la diversidad, e introduce como novedad la importancia y valoración de la salud mental. Si en la historia de Max Caulfield se echó en falta la contextualización inicial de los conflictos en la trama y del poder de su personaje principal, aquí observamos una mejor definición de los mismos desde el comienzo: True Colors perfecciona la presentación de los personajes y del propio poder de Alex.






La exploración es similar a lo que veníamos haciendo hasta ahora, pero decidiendo de forma cuidadosa qué respuestas damos en las conversaciones, pues esto afectará de una u otra manera a nuestra relación con las emociones de los otros y al desarrollo de la historia. Se recupera parte de la jugabilidad que añoramos en la historia de Daniel y Sean.
En True Colors volvemos a usar el teléfono móvil, a través de él accederemos a nuestros logros y tareas y podremos observar los chats privados con los nuevos amigos de Alex. Además introduce MyBlock, una red social donde interaccionan todos los vecinos de Haven y que aporta profundidad al trasfondo del juego.
Además de las tareas principales, nos encontramos con otras secundarias que no aparecen en este menú y que decidiremos si queremos o no resolver. También puede suceder que tomemos decisiones que nos impidan más tarde volver a ese punto en el juego. Durante gran parte del tiempo podemos explorar libremente la calle principal de Haven Springs, sus comercios e interactuar con los vecinos. De hecho, es recomendado hacerlo de forma pausada para conseguir todos los logros del juego y no perdernos detalles de las historias de nuestros vecinos, además pondremos a prueba nuestro poder leyendo las emociones de los lugareños siempre que el símbolo de un círculo parpadeante nos lo indique.

En este caso y por primera vez se ha publicado el juego completo, no por episodios como lo hicieran hasta ahora, aunque la historia sigue estando dividida en los mismos. Posteriormente se podrán jugar a estos episodios y sus escenas por separado para conseguir aquellos logros que no hayamos encontrado en nuestra partida sin que esto afecte a las decisiones que hemos tomado para Alex, o bien volver a jugar desde el comienzo estableciendo otras decisiones para vivir la experiencia completa y contemplar todas las posibles cinemáticas, cambios en la trama y reacciones de los personajes.
Conviene saber además que dispone de contenido descargable adicional que amplía la historia de Steph, una de nuestras protagonistas secundarias que ya conocimos en Before de Storm.



El sistema de emociones recuerda al expuesto por la película de Pixar Del Revés, incluso vemos cómo los colores coinciden, aunque en este caso echamos en falta el “asco”, que se representa normalmente con un color verde, y emociones más complejas que vamos construyendo poco a poco en la interacción con nuevas situaciones. Algo que sucede con Alex, quien en un principio tan sólo era capaz de percibir 3 emociones que ella califica como “negativas” sin siquiera entender lo adaptativo de estas emociones, para luego incorporar la alegría, algo que supone un cambio a la hora del control del poder empático de nuestra protagonista. La propia Alex tiene un pequeño parecido con Tristeza, ¿no?
Justo este mismo sistema de relación entre colores y emociones, con ligeras variaciones, es el que aparece en Los Sims 4, donde también se pueden apreciar las auras cuando los sentimientos son muy intensos no sólo en el panel del personaje, sino en los propios Sims que deambulan por el mundo (y los Sims fantasma…). Aunque nos limitemos a emociones básicas, la nostalgia tiene también su pequeño espacio: podremos acceder a un par de minijuegos clásicos si exploramos las máquinas recreativas que encontraremos en un par de escenarios y viviremos un episodio completo participando en una partida de rol en vivo mientras se hacen referencias a juegos como “Túneles y Calabozos” y “Dust and Daylight”.

Además podemos entretenernos en buscar las típicas representaciones de personajes arquetípicos: un guardabosques con su camisa de cuadros roja y negra, la hippie del pueblo que te vende hierba en el dispensario, la alternativa forastera que viene huyendo de su pasado, la chica inteligente atrapada en una relación adolescente tóxica y su difícil decisión entre lo que esperan de ella y lo que realmente quiere… Y cómo no, siempre habrá alguien que, sin esperárnoslo, cometa una traición, pero ¿quién puede ser?

La música vuelve a cobrar protagonismo gracias a su extensa banda sonora. No sólo disfrutaremos de las canciones licenciadas de artistas reconocidos como Radiohead o Kings of Leon, sino que las interpretadas por Mxmtoon (quien dobla a Alex cuando canta) o Novo Amor, han sido escogidas con un gusto exquisito y conformando una propia identidad. Si bien esperábamos que el protagonismo de Alex cantando y tocando la guitarra fuera mayor, esto se compensa con el rollito pop-rock independiente que le han dado y que recuerda por momentos a una mezcla entre Regina Spektor, Sara Bareilles y PJ Harvey.

Visualmente atrayente, la combinación de colores saturados y la luz cálida y otoñal magnifican la experiencia sensorial que toda la historia transmite. Los pequeños detalles como las arrugas en la cara de Duckie, el hoyuelo en la mejilla de Ryan según cómo le dé la luz o el vuelo suave de un diente de león, aumentan el realismo del juego. Los planos de las cinemáticas recuerdan a secuencias cinematográficas, las conversaciones reflejan de forma reconocible el discurso del pensamiento ante las diferentes emociones y se sienten adecuadas, realistas y naturales. A medida que avanzamos en el juego vemos cómo la historia va perdiendo inocencia y se transforma poco a poco en un relato de misterio y terror. Los colores, los planos, la música…, todo se adapta según la intensidad de las emociones de Alex, potenciando la sinestesia que parece que traspase la pantalla y acabe por apoderarse también de ti.

Conclusiones

True Colors nos invita a revisionar la historia de Alex, y la nuestra propia, encontrándole significado a todos esos detalles que a veces pasamos por alto, negamos, o bloqueamos y que, sin embargo, nos hacen ser quienes somos realmente. Puede que nos parezca algo sensiblero y, en algunos momentos, demasiado cursi, un poco previsible y quizás también repetitivo, pero ¿qué es la vida si no una extraña sucesión de escenas que parecen repetirse para que consigamos, por fin, entenderla? No queda más remedio que andar el camino, con todos los riesgos que eso conlleva. Nos encontraremos con gente que nos traicione, nos enfrentaremos a pérdidas irreparables, conseguiremos logros que nos sabremos cómo encajar, superaremos decepciones…
Es el pago por encontrar, al fin, un sitio en el que encajar, en el que poder empezar desde cero y en el que nos demos permiso para tomar las segundas oportunidades y para la autoaceptación. Life is Strange: True Colors va sobre la amistad, la superación, el crecimiento personal y, por supuesto, sobre la salud mental y la gestión emocional. Y todo, todo, pasa por tener que tomar una decisión. Porque si nada cambia, nada pasa, y si nada pasa, nada cambia.
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Análisis de Life is Strange: True Colors para PC: Los colores de la vida
Las posibilidades de conversación, el apartado visual y la música.
La complejidad de los puzles. La pérdida de ritmo en ciertas escenas.
Emotiva aventura conversacional con una gran banda sonora y una trama que engancha.
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, Doscv, elite, Keyser Soze, MrRafa, NewRandomAge, Runa.
×