¡Colabora!
0
Un surco en el tiempo
Nintendo Switch PC PlayStation 4 PlayStation 5 Xbox Xbox One

Un surco en el tiempo

Paramos el tiempo para adentrarnos en el universo de Cris Tales, un juego de rol que homenajea a los grandes títulos del género.

Por Juan B.,
0 0 0

Jugado en PlayStation 5. Copia digital proporcionada por Dead Good Media.


Cris Tales es un juego que nos llamó la atención desde su presentación en 2019, mientras que cuando pudimos jugar a la demostración confirmamos que nos convencía más allá de su particular diseño. Aunque parece claro que el JRPG ha ido evolucionando a refriegas en tiempo real, hay otros títulos como Cris Tales que buscan recuperar los orígenes de la etiqueta sin dejar de aportar algo de frescura. Sobre el papel, la etiqueta JRPG parece clara: un juego de rol desarrollado en Japón. Asociamos una demografía concreta con un unas características que han popularidado las grandes obras del género. El juego que hoy nos ocupa nos toca de cerca por sus raíces latinas (Dreams Uncorporated es un estudio colombiano), pero va de frente sabiendo cuáles son sus principales referencias y sabe qué es exactamente lo que tiene que extraer de cada uno de ellos. Cris Tales es uno de los juegos más esperados de este año que por fin está disponible en PS5, PS4, Nintendo Switch, PC, Xbox One y Xbox Series X|S, además de formar parte desde su día de estreno en el Xbox Game Pass. Se trata de un proyecto que se ha ganado la atención de todo el mundo, así que vamos a intentar profundizar en cada uno de sus apartados y contaros cuáles son las sensaciones que nos ha dejado.

Tal y como ya lo hizo Chrono Trigger en su época, Cris Tales coquetea con desdibujar las líneas temporales. La historia comienza presentándonos a la dulce Crisbell, una joven que vive en un orfanato hasta que conoce a Matías, una rana parlante que le descubre sus poderes de cronomaga, lo que le permite ver al mismo tiempo el pasado, presente y futuro. No obstante, nuestra protagonista no tiene tiempo para dominar sus nuevos poderes, ya que la Emperatriz, villana de esta historia, trata de derrocar a los líderes de las diferentes naciones para poder gobernar el mundo con mano de hierro. De esta forma, Crisbell se embarca en una aventura para desbaratar los planes de la Emperatriz, acompañada por el cronomago Wilhem y Cristopher, un miembro de la resistencia. Como podéis imaginar, el viaje nos llevará a descubrir la capital de cada una de las naciones y tener que solventar los problemas de los habitantes, que generalmente están causados por culpa de los gobernantes que trabajan para la Emperatriz.

La historia sigue la evolución de Crisbell como cronomaga, y no serán pocos los héroes que se unan a su aventura.


La habilidad de ver las diferentes líneas temporales tiene muchas implicaciones en la jugabilidad, tanto en la exploración como en los combates. Como decíamos, Cris Tales es algo más que un homenaje a los clásicos JRPG, ya que ofrece nuevas ideas tanto fuera de combate como dentro de él. En las secciones de exploración la pantalla se divide en tres segmentos que dividen el tiempo en diferentes épocas. La izquierda representa el pasado, la derecha el futuro y el centro es el presente. Estas tres líneas temporales están superpuestas en la imagen así que al caminar por las calles veremos los cambios que en tiempo real. Personajes que estaban en el pasado pero que en el futuro han fallecido, catástrofes que están por llegar o lo mal que ha tratado el tiempo a algunos habitantes son solamente algunos de los casos que veremos. La clave es que el futuro no está escrito, así que nuestros actos en el presente influirán directamente en el devenir de los acontecimientos. En algunos casos suelen ser decisiones de poco impacto, pero en otras ocasiones podemos salvar vidas. Por ejemplo, un músico que está destinado a ser un ladrón, pero que si le donamos una cantidad de dinero en el presente, será un gran músico en el futuro. O la posibilidad de salvar a un niño de morir por envenamiento si damos con la medicina antes de que eso ocurra. No es que toda la historia sea flexible, para nada, pero sí nos da la posibilidad de decidir el destino de algunos personajes menos importantes para la trama.

Estos cambios en el tiempo son aplicables a todo: el propio entorno varía según la línea temporal, con campos plagados de vegetación o completamente arrasados, objetos como cofres que sólo aparecen en el pasado o en el futuro, o incluso diálogos que sólo podemos tener si viajamos al pasado para recibir información en el presente. Para estos saltos en el tiempo contamos con la ayuda de nuestra rana parlanchina Matías, el cual puede viajar a las diferentes líneas temporales e interactuar en ellas. Puede recoger algunos objetos que sean necesarios para avanzar o hablar con un personaje que no esté disponible en el presente y nos de información sobre nuestro objetivo. Por supuesto, todos estos textos están mayormente doblados al inglés y traducidos al español, que no el castellano. De este modo, encontraréis palabras y expresiones que no se utilizan en España, pero que no afectan negativamente en ningún momento. La historia se entiende perfectamente y la traducción no afecta en cuanto a la compresión de la trama o a su desarrollo.

¿Un gran músico o el peor de los ladrones? Son algunas de las decisiones que podemos tomar en Cris Tales.


Adentrándonos en el sistema de combate, Cris Tales es un juego de rol por turnos con combates por turnos, donde resulta importante sincronizar bien la pulsación de los comandos para causar más daño o mitigarlo. En este caso, la mecánica del tiempo abre un nuevo abanico de posibilidades a nuevas tácticas. Los enemigos más sencillos los querrás fulminar de pocos golpes, pero contra enemigos élite o contra los propios jefes hay que mandar a estos enemigos al pasado o al futuro para que su valor estadístico disminuya. Estas dinámicas se enfatizan mucho en el primer enfrentamiento serio del juego, dado que al mojar el escudo del jefe, al llevarlo al futuro se oxidaba y podíamos penetrar su armadura con nuestros ataques. Luego resulta menos "orquestado" y las posibilidades no son tales, pero la idea es encontrar el momento ideal para lanzar a un enemigo a una de las líneas del tiempo. Por ejemplo, si tenemos a un lobo en el lado derecho, podemos llevarlo al futuro y que se haga anciano, lo que le hará perder agilidad y su turno para atacar tardará más en llegar. De igual forma para el lado izquierdo, llevándolo al pasado y que vuelva a ser una cría, lo que le hace perder puntos de salud. Sin embargo, realizar estos viajes temporales agota el tiempo de turno para Crisbell, y en más de una ocasión no es para nada óptimo perder tiempo en turnos así.

Otra de las razones para explorar en profundidad lo que significa cambiar el tiempo en batalla implica explorar las posibilidades de nuestros aliados. Por ejemplo, nuestro compañero Wilhem domina el arte de la herboristería, así que es capaz de plantar semillas que explotan o causan el estado veneno, algo que podemos utilizar a nuestro favor adelantando el tiempo y haciendo que la semilla termine su germinación antes de tiempo y que la ponzoña afecte a todo el grupo de enemigos. No obstante, por muy interesante que parezca esta característica sobre el papel, es difícil aprovecharla sin sentir que estamos malgastando turnos. Hay muchas ideas y conceptos interesantes en Cris Tales, pero chocan con las limitaciones del propio sistema de combate. No hay mejor forma que ejemplificarlo con lo que sucede en el tutorial, que debemos llevar a un enemigo al pasado, lanzar una semilla y llevarla al futuro para que explote. Es decir, que perdemos algo más de tres turnos en algo tan simple como envenenar a dos enemigos. Decíamos antes de la importancia de pulsar los botones en el momento exacto para hacer más daño o mitigarlo, y funciona de manera similar a Paper Mario: La Puerta Milenaria. Sin embargo, podemos decir que es una mecánica muy confusa cuando se trata de defender, ya que hay veces que los ataques no dejan claro cuál es el momento adecuado para pulsar el botón. En jefes la situación se complica todavía más, dado que tampoco llegamos a descubrir si no hemos mitigado el ataque por error nuestro o si se trata de un ataque imbloqueable.

Los combates aparecen con demasiada frecuencia, así que se suele perder el ritmo a causa de esto.


No es el único de los aspectos a mejorar que encontramos en Cris Tales, sentimos que el alto número de combates aleatorios en las mazmorras estropea el ritmo de la aventura. Siempre es interesante hacer retrospectiva e inspirarse en las obras que definieron el género, pero no sucede de igual forma cuando se añaden al juego problemas que en su día sirvieron como solución a las limitaciones técnicas. Las probabilidades de encontrar una batalla en mazmorra son extremadamente altas y huir no es una opción a tener en cuenta si queremos evolucionar nuestro grupo. Por otro lado, las batallas contra enemigos comunes duran más de lo que deberían, sumado a todo esto unas pantallas de carga que, al menos en PlayStation 5, nos han parecido largas y que estropeaban el ritmo cuando nos atascábamos en una mazmorra. Otra cuestión a tratar es el desequilibrio de la dificultad, siendo muy elevado el pico en los primeros compases de la historia, pero que tras avanzar un poco nos encontraremos derrochando puntos de magia y el gasto de recursos dejará de ser una preocupación. Por dar un cierre al apartado de cuestiones que creemos que Cris Tales no aborda como debería, el mapa mundi tiene muy poca variedad y el tamaño es muy reducido, lo que aporta poco o nada al juego.

Artísticamente no podemos hacer otra cosa sino que hablar maravillas, con unos diseños brillantes que nos recuerdan al arte de Genndy Tartakovsky en Samurai Jack, la serie de Cartoon Network. Lo más fascinante de todo es que muchas de las localizaciones que visitamos son reimaginaciones fanstásticas de zonas reales de Colombia. Si bien es cierto que no todos los escenarios mantienen el mismo nivel de diseño, especialmente las mazmorras, es fácilmente perdonable cuando se trata de una producción independiente. La banda sonora está perfectamente adaptada a todo tipo de situaciones, y aunque sus composiciones instrumentales intenten homenajear a los títulos clásicos del género, ningún tema se queda en el recuerdo tras cerrar el juego. Son melodías que acompañan perfectamente mientras exploramos los escenarios o combatimos, pero sin alcanzar el impacto que sí tuvieron sus referentes.

La dirección de arte de Cris Tales es preciosa, uno de sus grandes aciertos.


CONCLUSIÓN

Cris Tales es el debut por la puerta grande de Dreams Uncorporated, al que quizás le han podido pesar unas expectativas injustas. Cumple con lo que se propone: una aventura de 30 horas que homenajea a sus referentes mientras aplica sus propias dinámicas con mayor o menor cierto. Desafortunadamente, es este intento de retrospectiva lo que impide que Cris Tales exprima todo su potencial. Pero que estas pegas no os echen atrás, sobre todo porque no llegan a afear el conjunto. Y si han logrado esto con su primer proyecto, es para no perderle la pista al estudio colombiano y ver si nos pueden sorprender con cosas realmente fascinantes. Ciertamente, si os apetece un juego de rol de corte clásico y que no se os haga muy pesado, este es el título ideal para jugar este verano.
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Análisis de Cris Tales para PS5: Un surco en el tiempo
Su diseño artístico y melodías. La mecánica de cambiar el tiempo en fases de exploración.
Los tiempos de carga y la cantidad de combates rompen el ritmo. Los altibajos en la dificultad.
Cris Tales es un precioso homenaje a los JRPG de los 90 que aporta ideas frescas pero con muchos altibajos. Recomendable a poco que te guste el género
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, Doscv, elite, Keyser Soze, MrRafa, NewRandomAge, Runa.
×