¡Colabora!
0
El sueño del Helios
PlayStation 4 Xbox One PC

El sueño del Helios

El cuarto título de Storm in a Teacup es un aceptable y atmosférico survival horror que, desgraciadamente, no termina de tener éxito en su búsqueda de identidad propia.

Por Sergi Bosch [@GriffithDidNW],
0 0 0

Una de las amargas constantes del ser humano es que la genialidad tiende a ser una tétrica moneda de dos caras; por un lado, un intelecto capaz tanto de encandilar a la más escéptica de las audiencias como de idear toda clase de artificios que escapan a la lógica y conocimientos de sus coetáneos; por otro lado, la frontera de la lógica y la verosimilitud, esa delgada línea que se acerca tan peligrosamente a la demencia o a irrefrenables y nocivos impulsos personales. Tal era el caso de Nikola Tesla, el célebre científico serbocroata cuyos avances en el electromagnetismo jugaron un papel fundamental en el desarrollo de la segunda revolución industrial. No obstante, la vida de Tesla fue también un lienzo de claroscuros, y el inventor murió como trágicamente perecen algunas de las grandes mentes de la humanidad; en la pobreza, el ostracismo, e incluso el olvido.

No fue hasta los prolegómenos del siglo XX cuando Tesla, de forma póstuma, comenzó a recobrar parte de su fama perdida y a erigirse como una figura legendaria de la cultura popular. Es innegable que cada vez son más las obras que se inspiran directamente en los inventos y la filosofía científica de este incombustible y polémico inventor; en efecto, Close to the Sun, el cuarto título del estudio romano Storm in a Teacup, es el más reciente paradigma de la anterior afirmación, ya que le otorga un papel fundamental en la misma construcción de la trama y del trasfondo de la aventura. No obstante, de forma análoga al serbocroata, el título también se ve empañado por unas decisiones un tanto cuestionables. ¿Quieres saber más? Pues continúa leyendo, que aquí viene nuestro análisis de Close to the Sun.

El Arca de los privilegiados

La historia de Close to the Sun nos sitúa en el año 1897, una época de vertiginosos avances industriales y mecánicos; en mitad de las aguas internacionales se erige el Helios, una colosal embarcación cuyos aceros, tuberías y engranajes hacen las veces de teatro de las maravillas para las grandes mentes del presente. Es el paraíso de los científicos, el centro de mando de Nikola Tesla y un lugar en el que dar rienda suelta a toda su creatividad, por ignominiosa o volátil que esta pueda resultar; efectivamente, la premisa recuerda en buena medida a la Rapture de Andrew Ryan en Bioshock, y es que las similitudes entre ambos títulos van más mucho más allá de la estética Art Déco que viste la gran mayoría de localizaciones. Sea como fuere, la trama nos pone en la piel de Rose Archer, una periodista que recibe una misteriosa y preocupante carta de su hermana, Ada, una física dimensional que tiene un puesto de alto renombre en el Helios. Movida por un fervor familiar y por un terror tácito, nuestra protagonista pone rumbo al barco con el objetivo de descubrir qué está pasando. Lo de siempre.

La trama aborda cuestiones relativas al flujo del tiempo, pero no termina de arriesgarse y pasa de puntillas para evitar mayores complicaciones.

Evidentemente, las cosas nunca son tan sencillas como parece… y eso que nunca parecen verdaderamente sencillas en Close to the Sun. Conforme avanzamos en aventura, el hilo argumental comienza a involucrar interesantísimas teóricas científicas, como la hipótesis del universo de un único electrón, un modelo de espacio-tiempo que plantea que el universo contiene únicamente un electrón, el cual se propaga a través del tiempo y del espacio de manera que simula encontrarse en potencialmente infinitas posiciones de manera simultánea. Y es que está claro que el título gana auténticos enteros cuando se apoya en la ciencia y en las personalidades históricas a bordo del Helios; el problema viene cuando el resto del apartado argumental fracasa a la hora de conseguir un tono trágico y terrorífico. No son pocas las veces en las que el devenir de situaciones y sucesos resultará predecible, y algunos personajes no están lo suficientemente bien desarrollados como para que el jugador pueda empatizar con ellos. Por si fuera poco, su estructura fragmentada en capítulos y la irregularidad de la tensión que propone terminan ocasionando problemas en el ritmo narrativo y en la efectividad de la propia narración.

Por consiguiente, la jugabilidad recibe más focos de los que merece dado su planteamiento reiterativo y poco original; el título funciona como un survival horror atmosférico con grandes dosis de walking simulator, por lo que lo que más haremos en la aventura será deambular por bellos escenarios repletos de opulenta arquitectura, o por macabros mataderos, según sea el caso. Como decíamos anteriormente, la parquedad de la propuesta es tal que el mapeado de controles consiste en apenas un par de opciones básicas, y no contempla acciones más allá de correr, caminar o interactuar; por supuesto, también hallaremos algunos puzles, la mayoría muy poco inspirados, pero estos también se ven ensombrecidos por una estructura lineal que coarta en exceso la exploración del jugador. Las persecuciones protagonizadas por locos con cuchillos o por criaturas de otras dimensiones tampoco brillan por su realización, y en muchos casos hacen las veces de anticlimáticos desenlaces para los distintos capítulos que dividen la obra.

Aunque el estilo gráfico puede resultar bastante llamativo en determinados momentos, lo cierto es que también es un apartado irregular que da pie a determinados parajes que lucen verdaderamente poco.

Finalmente, en lo relativo al apartado audiovisual, salta a la vista que la característica más llamativa descansa inequívocamente en un diseño artístico que deslumbra en determinados momentos, como en el teatro, pero que también tiene sus graves depresiones, y es que los pasillos excesivamente oscuros, los sótanos inertes y algunas zonas presentan un acabado y un estilo ampliamente inferior. El apartado gráfico cumple, especialmente en materia de iluminación y de efectos de partículas, aunque es cierto que el rendimiento también se ve comprometido en numerosas ocasiones. La música y la sonoridad, por otro lado, son quizás los dos elementos que mejor consiguen salvaguardar el horror y la tensión que propone el título, y terminan siendo uno de los ámbitos más destacables.

Conclusiones

A pesar de sus múltiples desencantos, Close to the Sun cumple, a secas, como otro acercamiento a un terror plagado de paseos y de rompecabezas, territorio ocupado por grandes nombres propios del género, como Amnesia, Soma o Alien: Isolation, que están infinitamente por encima en términos de calidad. A pesar de todo, el título consigue brillar en determinados momentos, en parte gracias a una buena estética Art Déco y a un apartado sonoro sobresaliente; las cosas mejoran aún más cuando decide ceder el protagonismo al trasfondo y a las teorías científicas en las que se sustenta, práctica que sucede de forma relativamente intermitente y que termina cayendo en saco roto. No sorprende y, desde luego, no innova, pero merece la pena darle una oportunidad si se es afín al género que plantea.

Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios
Análisis de Close to the Sun para PS4: El sueño del Helios

Alternativas
Bioshock es, probablemente, el título más cercano en cuanto a la ambientación, aunque es mucho mejor. En cuanto a la jugabilidad, Amnesia, Soma o Alien: Isolation son opciones de mayor calibre.
La ambientación. El apartado sonoro. El trasfondo de la historia y su enfoque científico.
A veces es muy predecible. Su estructura rompe el ritmo. No sorprende a nivel jugable.
Close to the Sun tiene sus claroscuros; eso sí, sus grandes pecados son sentar unas expectativas que no cumple y no aportar absolutamente nada nuevo.
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, CodeRed, Doscv, elite, MrRafa, NewRandomAge, Ohkouchi, Rodri.
×