Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros. Al continuar con la navegación, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Aceptar
Podrido hasta el tuétano
Xbox One PC

Podrido hasta el tuétano

Frank West regresa a casa por Navidad.

0 0 0

En poco más de un mes llegará Dead Rising 4, la quinta entrega de la serie de Capcom sobre zombis. Bueno, la otra seria de zombis de Capcom. Si hace poco repasamos las tres primeras entregas con las versiones adaptadas a las nuevas consolas y PC (el primero de ellos, la segunda parte y ese spin-off llamado Off the Record), ahora le toca el turno a la nueva propuesta de Capcom Vancouver. El grupo canadiense ha estado enfrascado en la vuelta de Frank West desde que terminó Dead Rising 3 para la puesta de largo de Xbox One. Aquel título nos situaba en una ciudad invadida por los muertos vivientes, con vehículos de destrucción masiva que hacían del cooperativo en línea la mejor experiencia jugable de la máquina de Microsoft. Resumiento, era condenadamente divertido. Quizás su apartado gráfico no era el mejor posible, se trataba de un título que estrenaba el hardware y se rumoreaba que había sido ideado inicialmente para las máquinas de la pasada generación, pero eso no evitó que se convirtiera en el título mejor vendido de la plataforma y que nos quedáramos con ganas de más hasta después de terminar todas las historias paralelas que se sucedieron en el enorme pase de temporada.

Decimos todo esto porque Dead Rising 4 recoge todo lo bueno de la tercera entrega. El juego protagonizado por el mecánico Nick Ramos son los mimbres que han servido de base para la vuelta de Frank West. En esta ocasión la urbe en la que se desarrollará la acción es Willamette, en Colorado, la misma que ya conocemos de la primera entrega. Bueno, conocemos su enorme centro comercial, ahora podremos recorrer sus calles con el bueno de Frank. El conocido periodista de guerra ya tuvo su momento de gloria cuando destapó todo el asunto en el primer juego, para posteriormente aprovechar su fama en Off the Record. Ahora regresa al lugar que comenzó todo en plena Navidad, como el hijo pródigo que vuelve a casa.

Pero la situación se repite, las calles están infestadas de muertos vivientes y Frank deberá descubrir los entresijos de lo que ocurre mientras salva a los habitantes y elimina a los psicópatas que han perdido la cabeza en esta locura. La primera novedad es que la ciudad es enorme, llena de contenido. Ya el anterior juego nos abrumaba con coleccionables, instrucciones para hacer nuevas armas y misiones secundarias, de forma que repetiremos planteamiento. Eso sí, en lugar de los siete días (plazo temporal) que teníamos para completar todos los capítulos, en esta ocasión no tendremos un margen con el que agobiarnos. Muchos ya opinan que quitar esta restricción elimina una de las características más importantes de la serie, pero ya tenemos cuatro títulos con el mismo planteamiento, por lo que tampoco resulta tan traumático probar algo nuevo. Lo que no cambiará será el desarrollo, Frank dispondrá de armas de todo tipo, podrá crear nuevas con todas las cosas que se encuentre y dispondrá de vehículos para recorrer las grandes distancias. Hemos visto en acción los Exoesqueletos, la principal novedad en lo que al exterminio de zombis se refiere y Daryl Dixon cambiaría su moto y su balleta por uno de estos engendros sin la menor duda. Hay varios modelos y todos ellos resultan igual de divertidos. Justo lo que queríamos.

Es ya tradición en el sector detallar el pase de temporada del contenido que saldrá posteriormente de que el juego se ponga a la venta, y con Dead Rising 4 no podían fallar. Notamos que en los tres paquetes de contenido hay mucha más variedad que en el pase de la tercera entrega, ya que en aquél se mantenía la ciudad pero se cambiaba a los protagonistas y se añadían algunas armas exclusivas que posteriormente se podían utilizar en la campaña principal. En esta ocasión encontramos "Paquete navideño Empacador de medias", el primero en llegar y en el que Frank West tendrá una lista de "regalos" que tendrá que entregar a todos los que se han portado mal en Willamette. Como era de esperar, tendremos nuevas armas, nuevos objetos y vehículos. Por su parte, "Super Ultra Dead Rising 4 Mini Golf" fusiona el golf con los muertos vivientes con la posibilidad de jugar junto a tres amigos en el modo en línea. Elegiremos nuestras mejoras armas para incrustar a los zombis en los dieciocho hoyos de los que consta el recorrido. El material se cierra con "Dead Rising 4: Frank Rising", la forma de Capcom de contentar a todos los que quieren el agobio de tener el reloj sobre sus cabezas. Frank ha sido infectado y necesita la cura de forma periódica. Además la ciudad cambiará, con zombis más inteligentes con fuerzas paramilitares en la zona.

La verdad es que se nota mucho la mejora gráfica respecto a la tercera entrega, más personajes en pantalla, mejor resolución, texturas de mayor calidad y una estabilidad muchísimo mejor. En ese sentido, se nota el tiempo transcurrido entre una entrega y hora. Dead Rising 4 es el último gran juego que le queda a Microsoft de cara a esta campaña navideña, y que seguirá siendo exclusivo durante todo un año. Recordamos que el título pertenece a "Xbox Play Anywhere", de manera que el seis de diciembre podrá jugarse tanto en Windows 10 como en Xbox One con la misma cuenta de usuario.
Frank es mucho Frank. El sentido de humor. El multijugador.
Que no tengamos tiempo en la campaña puede cambiar la esencia de la serie.
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Avances: ____GEX_____, beto, CodeRed, Doscv, Rodri.
×