Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros. Al continuar con la navegación, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Aceptar
Un perropájaro viene a verme
PlayStation 4

Un perropájaro viene a verme

The Last Guardian ya ha llegado a las tiendas, ¿habrá merecido tanto tiempo de espera?

0 0 0

Analizado en PlayStation 4. Copia física proporcionada por Sony.

Diez años han pasado desde que se anunció The Last Guardian, se dice rápido. El proyecto de Team Ico pasó un largo periodo de tiempo desaparecido, pero hace un par de años volvió a salir a la luz y ya a día de hoy lo tenemos disponible. Al igual que otros trabajos del estudio pasará a ser recordado como un título bastante peculiar, un juego de culto, una obra llena de magia que nos involucra en la relación de Trico y el niño.

The Last Guardian es un juego bastante peculiar, que no llegará a entusiasmar a todo el mundo. Los títulos de Team ICO son bastante peculiares y al igual que Shadow of the Colossus o ICO, la propuesta no cautivará a todo el mundo. Normalmente lo amarás o lo odiarás. Si disfrutaste de los anteriores juegos, The Last Guardian no te defraudará por nada del mundo. Nos metemos de lleno en una aventura en la que los sentimientos, y la relación de dos seres tan diferentes como Trico y el niño se va formando poco a poco y el jugador es espectador de tal evolución que se transforma en mejores capacidades para colaborar entre ambos.

The Last Guardian es un título que se desarrolla de una forma muy pausada, demasiado pausada en algunos casos. No faltan los momentos de tensión, pero la tónica general es la de una historia que avanza muy poco a poco debido a la temática de puzles que nos encontramos. La historia más que contarse, se juega. Contamos con breves narraciones de una voz adulta, que parece ser la del propio niño recordando los sucesos, la misma que en ocasiones nos da pistas sobre cómo avanzar si nos atascamos. No hay ningún tipo de mundo abierto, el camino es bastante lineal. La colaboración entre ambos personajes es esencial para poder seguir adelante, mientras que Trico puede elevarnos hacia superficies fuera de nuestro alcance, nosotros en el papel del niño tenemos que irle abriendo puertas o caminos para que nuestro compañero pueda avanzar.

En todo momento podemos subirnos al cuerpo de Trico, así como cuando la relación entre ambos se va forjando aparecen las opciones de poder darle indicaciones o instrucciones. Trico se toma su tiempo para actuar, por lo que en ocasiones se piensa demasiado cosas como avanzar por sitios oscuros, dar un salto peligroso, tirarse al agua, u otras situaciones que no le aportan confianza. Para que Trico confíe en nosotros le tenemos que prestar nuestros cuidados, ya sea alimentándolo con barriles que nos encontramos, retirándole las lanzas que los enemigos le han clavado o acariciándolo para que se calme en los momentos que más nervioso está. Por el contrario Trico también tiende a cuidar de nosotros y es capaz de evitar que caigamos al vacío cuando realizamos ciertas tareas distanciados de él.

A lo largo del juego comienzan a aparecer diversos enemigos que se quieren llevar al niño y Trico entra en un estado de furia con el que destroza a todo el que quiere hacer daño a su compañero. Por su parte el pequeño tiene la función de destruir unos misteriosos cristales que atemorizan a Trico. La ayuda es mutua y la fortaleza de la relación de los protagonistas se vuelve a mostrar en este apartado.

Información del juego

The Last Guardian

PlayStation 4

Fecha de lanzamiento: 7 de diciembre de 2016
Desarrollado por: Team Ico
Para poder aportar cualquier tipo de contenido a uVeJuegos.com necesitas estar registrado y además haber iniciado sesión.

Elige lo que quieres hacer:

Administradores de Análisis: ____GEX_____, beto, CodeRed, Doscv, Rodri.
×